Go to Top

Patrimonio inmaterial de Eulz, Navarra.24-Ritos funerarios (I)

Rito funerario

RITOS FUNERARIOS. (I)

En las sucesivas obras que han afectado al entorno de la iglesia de san Sebastián, ha sido frecuente la aparición de las típicas sepulturas de losas pétreas. Esta forma de enterramiento fue la habitual durante la Edad Media y algunas de estas tumbas fueron señalizadas con una estela discoidea. Aunque todo el entorno de la iglesia fue usado como espacio cementerial y todo el perímetro gozaba de igual sacralidad, la zona próxima a la puerta era el espacio de más honor. Este tipo de sepulturas siempre aparecen orientadas en dirección este-oeste, con los inhumados mirando hacia el oriente.

A finales de la Edad Media y tras ofrecer diversos donativos, las familias nobles obtienen el privilegio de enterrarse dentro de las iglesias. Rápidamente se generaliza esta costumbre y las diferencias sociales también se plasman en el interior del templo, ocupando la gente corriente las sepulturas o fuesas más atrasadas. Las zonas adelantadas y las capillas laterales eran destinadas a la gente más pudiente. Aquí conviene matizar, que las diferencias sociales y las económicas no siempre van de la mano. En Eulz resulta evidente que todos los vecinos pertenecieron al mismo estamento social, sin títulos de nobleza y, sin embargo, las diferencias económicas entre las diferentes casas resultaban notorias.

Ya hemos visto en un capítulo anterior, como el habitual cambio de enterramiento de finales de la edad Media se produjo, en Eulz, de forma diferente. Aquí, este paso se configuró con distinto resultado, ya que el patronato de la parroquia pertenecía al conde de Lerín. Ese linaje no permitió que los vecinos pasaran a enterrarse en el interior de la nave y por ello se creó el cajonado del pórtico que todavía vemos actualmente. Estas nuevas tumbas son familiares, a diferencia de las medievales que eran individuales y por ello ocuparon, de forma amplia, todo el perímetro de la parroquia.

Del mismo impulso constructivo me parece la pequeña puerta tapiada que se ve en el exterior de la fachada norte. Parece ser del S.XVI y creada para acceder, supuestamente, a un pequeño cuarto que, con probabilidad, sirvió de osario. La diferencia de nivel con el suelo de la nave así lo indica y es factible que en el suelo de la iglesia hubiera una tapa de piedra para poder depositar en ese espacio los huesos, ya anónimos, procedentes de la inevitable saturación de las tumbas exteriores del atrio.

Con este cambio de enterramiento de finales de la Edad Media e inicios de la Moderna, también llegó la costumbre de colocar estelas en descampado, en el lugar en que se había producido una muerte súbita o violenta. Las primeras piedras con esta función señalizadora tuvieron forma redondeada y después se fueron generalizando otros formatos, al gusto de los tiempos. En Eulz se recuerda una estela tabular en el cruce del Camino a Estella, con el que se dirige hacia la Huerta del Pueblo o Salbarren. También recuerdan otra estela similar en el camino de la ermita, en la zona de Guzaberria. Ambas desaparecidas en la actualidad. Finalmente, en el casco urbano de Galdeano está la estela que mostramos en la foto. Esta piedra se colocó por un muchacho de Eulz, cuya muerte se produjo en una pelea a navaja, tras un desafío con otro joven de esa localidad vecina, según se cuenta.

Estas muertes violentas se producían sin haber recibido los últimos auxilios y la finalidad de estos hitos no era recordar al finado, tal como se hace en la actualidad, sino recabar una cadena de oraciones por el alma de la persona muerta y lograr su redención. Por ello era frecuente en diferentes rezos implorar protección ante “las muertes repentinas”, algo que nuestros mayores acostumbraban a hacer. Salvo las que están en el casco urbano, estas estelas aparecen situadas en el costado de los diferentes caminos ya que no se colocaban en el lugar exacto del óbito, sino en el camino más próximo al fallecimiento y, por lo tanto, donde más sufragios podía recibir el alma del fallecid@.

 

Share
, ,

One Response to "Patrimonio inmaterial de Eulz, Navarra.24-Ritos funerarios (I)"

  • Mercedes Lopez
    noviembre 21, 2018 - 3:45 pm Responder

    Muy interesante conocer los ritos funerarios d hace más d un siglo.
    Siempre con un sentido transcente d la vida. Aquì no se acaba todo. El Cielo nos espera!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies